¿Cómo residir legalmente en San Andrés? Para los colombianos y extranjeros resulta muy difícil residir legalmente en el archipiélago.

La isla de San Andrés es uno de los principales destinos turísticos de Colombia; pero ¿cómo residir legalmente en San Andrés?  El gobierno no quiere sobrepoblación en el archipiélago y sea para los colombianos que para los extranjeros resulta muy difícil residir legalmente allí. Colombia, durante décadas ha adoptado medidas restrictivas para impedir que se asienten nuevos habitantes en el Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina. No obstante, existen al menos ocho opciones para quedarse a vivir en estas paradisíacas islas situadas frente a la costa de Nicaragua.

.[mappress mapid=”11″]

La entidad encargada de manejar el tema de la migración en San Andrés es la Oficina de Control, Circulación y Residencia (Occre). A pesar de las fuertes medidas que aplica esa Oficina, en 2019 al menos había 30 000 ciudadanos residiendo ilegalmente en el archipiélago.

Ante esta realidad, la Occre ha incrementado los controles en el aeropuerto Gustavo Rojas Pinillas. Cuando el turista aterriza, las autoridades le exigen los datos del hotel donde se hospedará. Luego llaman a ese hotel, para confirmar que la información del viajero es correcta. En el caso de que el turista colombiano o extranjero vaya a quedarse en la casa de un familiar, este tendrá que firmar una carta en la que se compromete a permitir su estancia allí solo hasta la fecha en que el viajero se comprometió a salir.

Además, todos los viajeros que llegan a San Andrés tienen que pagar una tarifa de ingreso que, a día de hoy, es de 116 800 pesos colombianos (32 dólares estadounidenses). Con este pago, el turista recibe una tarjeta que le permite permanecer hasta un máximo de 15 días.

Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina

Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina

Opciones para quedarse en el Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina

Existen al menos ocho trámites diferentes que le permiten a la persona interesada obtener una tarjeta para residir en San Andrés. De acuerdo con la Occre estas tarjetas son: para mayores de siete años, inversionistas, raizales, independiente, nacidos, no nacidos en San Andrés, temporal por actividades laborales y temporal por convivencia.

Por ejemplo, para recibir la residencia por inversionista, la persona que aplica tiene que establecer una empresa en San Andrés en la que sea dueño de más del 50%, invertir capital proveniente de fuentes legales y dar empleo a personas que viven en la isla.

También los extranjeros tienen opciones para residir en las islas

Mientras, para recibir la tarjeta de residencia temporal por actividades laborales es necesario que la entidad empleadora entregue una serie de documentos que acrediten la legitimidad del contrato extendido al colombiano o extranjero. Esta es una de las tarjetas más difíciles de obtener, porque la cantidad de información a presentar es amplia e incluso el Servicio Nacional de Aprendizaje (Sena) tiene que certificar que, en San Andrés, no exista un profesional que cumpla con los perfiles solicitados por la empresa que está contratando a un extranjero.

En el caso de la tarjeta para raizal, el solicitante tendrá que presentar la copia de la tarjeta raizal de uno de los padres. Por último, la residencia por convivencia se otorga a un matrimonio entre un raizal con un extranjero. Para certificar esta unión, el solicitante tendrá que presentar el registro civil de matrimonio o una escritura pública de la inscripción de la “unión marital de hecho” ante notario.